jueves, 23 de diciembre de 2010

Tartaletas con Crema Aterciopelada y Arándanos

Los arándanos que compramos estaban tan sabrosos, que quedamos con pena de cocinarlos para hacer algo. La solución fue crear una florzita de galleta (usando el método de antes dorar la mantequilla, que mucho nos gustó), rellenar con una crema de textura satinada y finalizar con los arándanos. Un dulce muy delicado para servir en la hora del té!






90g de mantequilla en temperatura ambiente, dividida en dos partes iguales
1/2 taza de azúcar
1 huevo
1 1/2 taza de harina


Crema Aterciopelada
200ml de leche condensada
2 cucharadas de almidón de maíz
350ml de leche
1 cucharada de mantequilla
200ml de nata para montar, helada
1 cucharada de jugo de limón
Cáscara de 1 limón


Arándanos


Preparación
1. Calienta mitad de la mantequilla en una olla siempre revolviendo. Cuando quedar totalmente derretida, cuenta 3 minutos y saca del fuego. La mantequilla deberá estar con un bonito color dorado y un delicioso aroma. No deja la mantequilla quemarse. Deja enfriar por 5 minutos.


2. En la batidora, bate la mantequilla en temperatura ambiente y la mantequilla dorada con el azúcar hasta hacer una crema ligera y suave. Añade el huevo y bate muy bien. Acrecienta la harina y bate en velocidade mínima por 5 segundos. Termina de mezclar con una espátula. Si la masa quedar muy seca, añade 1 cucharada de leche helada. Cubre con un plástico y lleva a nevera por 20 minutos.


3. Precalienta el horno a 190˚C. Abre la masa sobre una superficie enharinada y corta con un cortador de flor. Coloca las flores sobre el fondo de moldes de magdalenas, al revés de dentro del molde, sin presionar, dejando que la masa cubra hasta después de la mitad del molde invertido. Hornea por aproximadamente 15 minutos o hasta dorar ligeramente. Después de horneado, desmolda inmediatamente, aún muy caliente. Deja enfriar sobre una rejilla.


Crema Aterciopelada
4. Mientras las tartaletas hornean, mezcla con un batidor la leche condensada con el almidón de maíz tamizado. Te vayas añadiendo la leche poco a poco siempre revolviendo, añade la mantequilla. Calienta en fuego mínimo siempre mezclando con el batidor y una espátula. Cocina hasta quedar una crema espesa y brillante. Haz un rápido enfriamiento sumergiendo el fondo de la olla en un bol con agua fría, siempre mezclando y sin dejar la agua entrar en contacto con el dulce.


5. Bate en velocidade alta la crema templada con la nata, jugo y cáscara de limón. Lleva para helar por 40 minutos. Rellena las tartaletas con esta crema y decora con arándanos.


Pistas: Puedes sustituir la cáscara y jugo de limón por naranja.
No deja las tartaletas guardadas por mucho tiempo en la nevera para que no pierdan la textura crujiente.


Sirve: 70 mini tartaletas.


3 comentarios:

Viena dijo...

Feliz Navidad Talita. Te deseo lo mejor. Ah y la receta espectacular, como la de los sanwiches de pavo en su ambiente campestre.

Un beso.

pity dijo...

una monada y deliciosos estos bocaditos de arandanos, Feliz NAvidad para ti, besitos desde londres

Salome dijo...

Presciosas! y parecen muuuuy ricas... me encanta la manera de hacer las tartaletas, te la copiaré!